Retro análisis de Batman para Amstrad Cpc


«Análisis de Batman»
Por mucho que hagamos «reblogger» de otros lugares, no quiere decir, que los temas reblogeados, no los vayamos a abordar en un futuro. Hoy, en esta tarde calurosa de domingo, un análisis retro de Batman, en su versión Cpc Amstrad, de parte de nuestros compañeros de Un pasado mejor
Aparte del análisis, como «Extra» os ofrecemos el Remake de este fantástico Batman, ya que no todo va a ser «copiar pegar» en esta casi estrenada categoría «reblogger».

Para «manejar» a Batman, pues como en el original, es decir, con el cursor y la barra de espacio para saltar, coger etc etc.

El enlace para jugar: Remake de Batman
Os dejo con ellos y no dejéis de visitar su fantástico blog. El enlace al mismo, lo teneís un poquito más arriba de estas letras y abajo del todo, al final de la entrada como fuente:
«Es cierto que los británicos de
Ultimate Play The Game eran los reyes de los juegos con perspectiva isométrica
gracias a su motor Filmation, con lanzamientos tan sobresalientes como Knight
Lore (1984) o Alien 8 (1985), pero más cierto es que hubo quien consiguió lo
que parecía imposible: mejorarlos. Hablamos de la compañía, también británica,
Ocean Software, quien de la mano del programador Jon Ritman y el grafista
Bernie Drummond, lanzaron al mercado Batman en 1986, convirtiéndose en el
primer videojuego desarrollado sobre el mítico personaje de la DC Comics e
inmediatamente después en uno de los pesos pesados de la compañía inglesa.

«El famoso escudo del Capitán
Batman»
El juego apareció inicialmente
para el microordenador ZX Spectrum y prácticamente después lo hizo para MSX y
Amstrad CPC, siendo esta última versión la mejor de ellas y la que analizaremos
aquí. Como decíamos, Batman superó a todas las obras de Ultimate porque cogió
todo lo bueno de aquellas y le añadió su granito de arena y una licencia famosa
que le ayudó a situarse en el mercado. Un año más tarde, en 1987, Ocean (con la
misma pareja de desarrolladores) nos deslumbraría una vez más con Head Over
Heels, otro juego isométrico de igual o mejor calidad que este Batman, pero eso
ya es otra historia, así que vayamos a analizar las proezas de este juego
protagonizado por el segundo mejor superhéroe de DC Comics.

«Eligiendo las opciones»
GRÁFICOS:
Cogiendo la versión original de
ZX Spectrum y añadiéndole algún que otro color (no muchos más) se recreó esta
versión de Amstrad CPC, con prácticamente los mismos gráficos que su rival y
absolutamente todo su encanto. En realidad su calidad gráfica no es lo que
destaca del juego, ya que en este mismo ordenador aparecieron juegos mucho más
espectaculares y coloridos. Lo más destacable de Batman es su soberbia
ambientación y su fascinante diseño de escenarios y enemigos, creando una
atmósfera sobrecogedora llena de locura por cada uno de los rincones, con
puertas que no llevan a ningún lado, ojos que nos vigilan desde las paredes,
habitaciones acolchadas como si de una habitación de manicomio se tratara o
enemigos con sonrisa maléfica eterna en la cara.

«Diseño artístico magnífico»
Cabe resaltar que todos los
personajes, incluido el propio Batman, están recreados con estilo
caricaturesco, es decir, que los veremos pequeñitos y con mucha cabeza, lo cual
no le resta ningún atractivo, mas bien al contrario. Además, nuestro personaje
tiene algún detalle curioso, más propio de juegos más modernos, como la
animación que vemos si dejamos a Batman parado uno segundos: se pondrá las
manos en la cintura y dará golpecitos en el suelo con un pie mientras se queda
mirando fijamente a la cámara como queriéndonos decir que nos demos un poco de
prisa. El juego cuenta con una gran variedad de enemigos que además están muy
bien animados pero sobretodo con un enorme mapeado que por momentos parece
interminable. Por último comentaremos que tanto el traje como la capa de Batman
cambiarán de color dependiendo de la habitación en la que estemos, adaptándose
a los colores de esta cual camaleón.

«Una de las partes del equipo de
Batman»
MÚSICA:
Pese a que no hay muchos temas
musicales durante el juego y que los que hay son cortos, la calidad es buena y
muy representativa del Batman que nos mostraba este juego, inspirado no solo en
los cómics sino en la serie de los años sesenta protagonizada por Adam West.
Solo hay unas pocas canciones: al empezar la partida cuando se nos muestran las
piezas del batcraft (y siempre que cojamos una de esas piezas), al recoger
algún objeto o utensilio de Batman y al perder una vida. Además, al completar
el juego podremos oír varias veces más la misma canción que la de las piezas
del coche. Durante el resto de la partida no se escuchará ningún tipo de
melodía, ni siquiera en la intro. Pero esto no es algo que afecte negativamente
al juego, ya que la ausencia de música durante nuestra aventura por la Batcueva
le da un aire místico, mágico y tenebroso al mismo tiempo.

«Con tanta Z dan ganas de dormir»
SONIDO:
El apartado sonoro, al contrario
que el musical, sí que estaba representado en todas las partes del juego,
empezando por el sonido al elegir las opciones del menú en la pantalla de
introducción. Todos los sonidos del juego son adecuados y están recreados
especialmente para agradar. Cierto es que el sonido permanente que se oye
mientras caminamos puede llegar a cansar un poco, aunque la verdad es que nos
acostumbramos más a él que lo que llega a molestar, sobretodo gracias a que es
un conjunto de sonidos unidos y no uno solo en bucle. Además escucharemos algo
al golpear algún objeto o pared, al saltar, mientras vamos cayendo desde
cualquier altura, al romperse un bloque, al saltar mediante un objeto S, al
pulsar un interruptor, cuando un enemigo golpea a un objeto o una pared o
cuando corremos con la mejora de velocidad activada.

«Polvo somos y en polvo nos
convertiremos»
ARGUMENTO:
Batman está en la Batcueva debajo
de Gotham City. Robin ha sido capturado por los enemigos de Batman, sobretodo
el Joker, ayudado por el Riddler. La única posibilidad de escapar es ensamblar
el Batcraft, cuyas piezas se hallan dispersadas por las catacumbas, y salir en
él para rescatar a Robin. El Joker y el Riddler harán todo lo que puedan para
evitar que Batman rescate a Robin, y le pondrán por el camino varios matones y
obstáculos que harán que Batman necesite todos sus poderes mentales y físicos
para completar su misión. El Joker y el Riddler no aparecen en el juego “en
persona”, ya que Batman les conoce de sobra. A los que no conoce son a los
matones, lo que le causará grandes dificultades.

«El Batmóvil en piezas de Lego»
Baja por el Batpalo hacia su guarida,
pero antes de marcharse debe recoger su equipo, que incluye Batbotas,
Batcinturón y Batbolso, que necesitará para enfrentarse con sus enemigos. Hasta
que haya recogido todos estos artículos, no podrá empezar a buscar las piezas
del Batcraft. El Joker enviará todo tipo de malvados desconocidos contra
Batman, mientras éste busca las piezas de su vehículo. Al ir pasando por las
150 catacumbas, también se encontrará con acertijos y objetos que le serán
igualmente desconocidos. Algunos de estos objetos los necesitará para usarlos
en su misión, pero otros le resultarán mortales. Batman tendrá que usar todos
sus poderes de deducción para decidir que objetos debe recoger y cuales no
tocar. Una vez que haya localizado las siete piezas del Batcraft, Batman tendrá
que buscar la rampa de lanzamiento, donde podrá poner los motores en marcha , y
partir en su misión de rescate.

«Como un bombero empieza la
aventura»
El manual del juego nos presenta
así la historia, que a priori no tiene nada de raro, pero que a medida que
vamos avanzando por la Batcueva nos damos cuenta de que esta se parece más a un
manicomio que a una simple cueva, merced a los escenarios y enemigos que nos
encontraremos. Otro detalle es que a lo que todos conocemos como el Batmóvil
aquí le llaman Batcraft, aunque razón no les falta porque como podemos
comprobar al final, el coche parece más un hovercraft que un coche de cuatro
ruedas. A pesar de que en el argumento se menciona al Joker y a Enigma (Riddler
en España), ninguno de ellos hace acto de presencia durante el juego, así como
ningún otro súper villano de Batman. Aún así, la idea de recorrer toda la
Batcueva y ensamblar el Batmóvil para poder rescatara a Robin es muy atractiva
y nos entran ganas de empezar enseguida con la búsqueda de las piezas del
coche.

«El gigantesco mapa de la Batcueva» Nota: abajo tenéis un enlace con el mapa a mejor resolución»
DESARROLLO Y JUGABILIDAD:
Batman es una aventura con
perspectiva isométrica en la que nuestro objetivo es reunir todas las piezas
del Batmóvil con el fin de poder ir en busca de nuestro compañero Robin y poder
salvarlo del Joker y Enigma (Riddler). Aunque de una forma mucho más sencilla,
se puede considerar a este juego como pionero (junto al primer Metroid de NES)
en el sistema de ir recuperando los poderes perdidos al principio de la
aventura, los cuales están distribuidos por el mapeado; deberemos buscar y
recoger dichos poderes, con forma de objetos, para poder seguir avanzando en la
aventura. Tras ver la imagen de carga en la que Batman lleva un escudo (no
sabemos el motivo ya que en el juego no aparece) pasaremos directos a la
pantalla de introducción, en la que veremos las diversas opciones: Empezar el
juego, Seleccionar las teclas de juego, Ajustes de sonido (entre tres opciones)
y Control de sensibilidad (dos modos).

«Nuestra capa va cambiando de
color»
Si le damos a empezar la partida
lo primero que veremos será una imagen con las siete piezas del Batmóvil
separadas y en color rojo, tras lo cual se nos mostrará a Batman descendiendo
por uno de los tubos que le llevan desde la mansión Wayne hasta la Batcueva.
Como marcadores en pantalla tendremos, en la parte inferior izquierda, el de
las vidas que nos quedan (empezamos con nueve) y el de las tres habilidades
especiales (inicialmente en 0), y en la parte inferior derecha el de los iconos
de los cuatro objetos especiales (equipo de Batman) en color rojo. Estos iconos
del equipo de Batman cambiarán de color una vez recogidos.

«A punto de recoger otra parte del
equipo»
Inicialmente no tendremos ninguna
habilidad más allá de caminar, por lo cual tendremos que ir en busca de los
cuatro objetos especiales si queremos avanzar en la aventura, ya que sin ellos
no podremos superar la primera parte del juego y, por consiguiente, adentrarnos
en la segunda parte en la búsqueda de las siete partes del coche. Estos cuatro
objetos son los siguientes: Batbolso (nos permite coger y llevar objetos),
Batbotas (nos da la habilidad de saltar), Batmotor (al saltar podemos
desplazarnos horizontalmente un poco por el aire, planeando) y el Batcinturón
(reduce a la mitad la velocidad de las caídas). Para coger estos objetos solo
tendremos que tocarlos y automáticamente se desvanecerán y los adquiriremos,
ganando la habilidad pertinente.

«Toca saltar, planear y rezar»
Nuestro protagonista puede caminar
en las cuatro direcciones, saltar, desplazarse por el aire y planear si caemos
desde una altura, empujar, coger y soltar objetos y también correr; todos estos
movimientos, menos caminar, los podremos hacer cuando consigamos las
habilidades u objetos pertinentes. Por defecto, para coger y soltar un objeto
tendremos que saltar encima de él, y siempre que saltemos teniendo en nuestra
posesión el objeto, este caerá de nuevo al escenario. Para evitar esto podemos
configurarlo en la selección de teclas del menú de inicio, asignando una tecla
exclusiva para el salto y otra para saltar y coger / soltar objeto al mismo
tiempo, tal y como recomienda el manual de instrucciones.

«Va a ser difícil llegar hasta ese
ítem»
Nos encontraremos con diversos
tipos de enemigos durante la travesía, aunque ninguno de ellos puede salir de
la habitación en la que se encuentran. La mayoría de ellos solo siguen un
trazado prefijado con lo cual no tendremos que preocuparnos mucho de ellos.
Pero hay otros que siguen una dirección aleatoria y pueden sorprendernos en
cualquier momento con un cambio de sentido. Además nos encontraremos con otros
que van directamente hacia nosotros, siguiéndonos por toda la habitación, de
los cuales deberemos huir si no queremos morir rápidamente. Todos los tipos de
enemigos que aparecen en el juego se desplazan por el suelo.

«El enemigo más feo del juego es
un perro»
Perderemos una vida cada vez que
un enemigo nos toque una sola vez, toquemos objetos o partes del escenario que
sean mortales o cuando caigamos sobre suelos con pinchos. Al perder una vida
nos convertiremos en una nube de polvo y acto seguido apareceremos en la
entrada de la habitación en la que nos hayan matado, con todos los objetos y
enemigos tal cual estaban la primera vez que entramos. Esto significa que si
llevábamos avanzado un acertijo y nos matan, tendremos que empezar de nuevo el
proceso. Si perdemos todas nuestras vidas es posible que nos premien con una
Dogs Life, que es como una última oportunidad para continuar con la aventura,
pero si nos matan también esta vida entonces veremos la pantalla de Game Over
con las estadísticas conseguidas hasta el momento: piezas del coche recogidas,
habitaciones recorridas, vidas perdidas y puntuación. Inmediatamente después
volveremos al menú de inicio.

«He aquí la última parte de
nuestro equipo»
Los acertijos son situaciones en
las que moviendo y colocando ciertos objetos en la sala que nos encontremos,
lograremos hacernos con algún ítem importante o pieza del coche, siendo algunos
de ellos un poco complicados de resolver. Durante la aventura encontraremos
unos cuantos objetos, diferenciándose entre ellos según sean objetos comunes de
habitación, items de mejora, puntos de control, equipo de Batman o piezas del
Batmóvil. Los objetos de habitación sirven para resolver acertijos y para
crearnos plataformas o escaleras que nos ayuden a salir de dicha sala.

«Un acertijo para una pieza del
Batmóvil»
Los hay de diferentes tipos,
desde patas de elefante hasta teteras, pasando por bolas negras de billar,
paquetes de regalo, cajas o uno con forma de S que nos permite saltar el doble
de lo normal. Al coger uno de estos objetos lo veremos en la parte inferior
izquierda de la pantalla como indicador. Este tipo de objetos no pueden salir
de la habitación en la que los encontremos, ya que si salimos desaparecerán de
nuestro poder. Para coger este tipo de objetos solo tendremos que saltar encima
de ellos y volver a saltar, aunque también podremos empujarlos para colocarlos
donde queramos. Solo podremos llevar uno de estos objetos encima a la vez, ya
que para recoger otro tendremos que soltar el primero.

«Patas de elefante y ojos
expectantes»
Por su parte, los items de mejora
son objetos con forma de Batman en tamaño pequeño que se encuentran en ciertas
habitaciones y que una vez cogidos desaparecen para siempre de la sala, aunque
volvamos a ella más tarde. Algunos de estos objetos nos proporcionan unas
habilidades exclusivas durante un tiempo, habiendo un total de cinco tipos:
vida extra (nos suma una vida), energía (corremos mucho más de lo normal
durante 99 unidades de tiempo que solo descienden si nos movemos), pantallas
(nos ofrece inmunidad contra todo tipo de enemigos y objetos dañinos durante 99
unidades que van descendiendo aunque estemos quietos), salto (saltaremos el
doble de alto de lo normal, teniendo solo diez unidades que se gastarán a una
por salto),y neutralizador (si lo cogemos perdemos de golpe todas las mejoras
por item que tengamos activadas). No hay forma de distinguir entre unos y otros
pero en todas las partidas siempre están en el mismo sitio.

«Con tres teteras hay que montar
una escalera»
Los puntos de control (llamados
Batseñales en el juego) son los objetos más escasos del juego. Estos se
encuentran en ciertas habitaciones y al tocarlos nos permiten continuar desde
ese mismo punto una vez nos maten todas las vidas. La ventaja, o desventaja
según se mire, de estos objetos es que nos guardan la partida en ese punto
exacto con las mismas vidas y objetos que tengamos en el momento de tocarlos.
Para hacer uso de ellas, al perder todas las vidas volveremos al menú de
inicio, y al empezar de nuevo la partida nos darán dos opciones: Old Game o New
Game.

«La primera Batseñal del juego»
Si elegimos la primera de las
opciones apareceremos en el último punto de control que hayamos localizado y
activado, mientras que New Game nos hará empezar la partida desde el inicio,
tratándose de una nueva partida desde cero. Este método es la única manera de
continuar las partidas sin tener que empezar desde el principio, siempre y
cuando no apaguemos el juego, claro. Por otro lado, el equipo de Batman es el
mencionado un poco más arriba, es decir, el Batbolso, las Batbotas, el Batmotor
y el Batcinturón, los cuales los encontraremos en las habitaciones iniciales y
son indispensables para superar el juego.

«La S no es de Superman sino de
supersalto»
Por último tenemos las piezas del
Batmóvil, el objetivo principal del juego para ir en busca de Robin. Estas son
siete en total, y su localización suele estar en salas bastante más complicadas
que el resto, al menos a simple vista, y en las que tendremos que superar algún
acertijo. Cada vez que cojamos una de las piezas del coche se verá la imagen
del Batmóvil y podremos ver que las piezas que tenemos en nuestro poder se han
vuelto de color azul y amarillo mientras que las que nos faltan permanecen en
color rojo. Una vez tengamos en nuestro poder todas y cada una de las piezas de
nuestro vehículo deberemos ir a la habitación en la que está reensamblado para
poder salir de la Batcueva.

«Pieza del coche e ítem de un solo
tiro»
Durante nuestra travesía nos
encontraremos con diversos obstáculos y ayudas para superar cada habitación.
Así, nos toparemos con elevadores y plataformas móviles horizontales que nos
permiten sortear alturas o zonas peligrosas. También encontraremos unas
plataformas circulares estáticas con cara sonriente que nos permiten saltar
mucho más para superar alturas o zonas con pinchos y unos interruptores que si
los pulsamos paralizaran al momento a los enemigos que haya en esa pantalla
para permitirnos pasar sin asumir riesgos.

«Una plataforma nos empuja a los
pinchos»
Por otro lado, unos suelos
deslizantes se encargarán de que caigamos contra los pinchos si no estamos
atentos. En total la Batcueva se compone de 150 salas estáticas unidas entre
sí, aunque no es necesario que las recorramos todas para superar el juego, ya
que algunas son simples trampas y otras no conducen a ningún lado. Además hay
varios caminos para llegar a un mismo sitio, siendo unos más peligrosos que
otros, lo que nos otorga un poco de libertad a la hora de superar el juego de
la forma que más nos convenga. En realidad el juego se puede completar
recorriendo solo dos tercios de la Batcueva, aunque es más gratificante
recorrer todas las salas.

«El totem pirata, todo un misterio??»
Una vez llegamos a la sala final,
en la que encontraremos el Batmóvil completamente montado (si es que hemos
conseguido todas las piezas), solo nos quedará subirnos a él y ponernos a los
mandos del mismo para finalizar el juego. Entonces se nos mostrará el final,
donde nos dirán que el Batmóvil está completo y veremos a Batman rodeado por
cuatro enemigos distintos. Automáticamente después saldrá la pantalla de Game
Over con las estadísticas del juego, es decir, el número de piezas que hemos
montado del Batmóvil, el número de habitaciones exploradas y las veces que
hemos muerto, seguidos de la puntuación total obtenida.

«Esos enemigos son realmente
terroríficos»
Cuesta creer que después de tanto
esfuerzo no nos expliquen que pasa con Robin, si lo rescatamos o no, pero los
desarrolladores se defendieron argumentando que por problemas de espacio no se
puedo hacer nada más. El juego, si somos realmente buenos y pacientes y nos
sabemos el camino de memoria, se puede acabar en media hora, aunque lo más
probable es que nos pasemos meses y meses para poder completarlo ya que su
dificultad empieza a ser muy alta una vez conseguido el equipo de Batman y
vemos que nuestras vidas no paran de bajar ante cualquier mínimo error de
salto, lo cual suele ser bastante frecuente.

«Todo listo para despegar»
CONCLUSIÓN:
A todos los que pensaban que los
actuales juegos de la saga Arkham eran lo mejor que se había hecho sobre
Batman, sentimos decirles que no pueden estar más equivocados ya que,
curiosamente, fue este primer juego de Batman el mejor de todos los que vendrían
después. Es cierto que este superhéroe siempre ha tenido la fortuna de gozar de
videojuegos de gran calidad para prácticamente todos los soportes (al contrario
que su amigo Superman), pero es que esta primera adaptación es simplemente una
obra maestra, con unos apartados técnicos que rozan la perfección y una
jugabilidad insuperable, y eso que hablamos de un juego de la primera etapa del
Amstrad CPC y, que al estar adaptado directamente de la versión de ZX Spectrum,
no aprovechaba toda la superioridad técnica del primero.

«Un final minimalista»
Es curioso que el mejor juego
basado en el personaje de DC Comics sea uno en el que Batman no hace gala de
ninguna de sus habilidades de lucha, y prácticamente de ninguno de sus
artilugios. Eso aún le da más merito al juego de Jon Ritman, ya que arriesgarse
a coger a un personaje de este reconocimiento mundial y no aprovechar sus
puntos fuertes pero en cambio disfrutar de un enorme éxito es una tarea digna
de mención. El mayor defecto de Batman es su decepcionante final, aunque poca
gente pudo verlo en su época debido a que muy pocos consiguieron completar el
juego. Aún con esas, el juego sigue siendo una auténtica bestia, uno de los
mejores juegos de Amstrad CPC (y de ZX Spectrum y MSX, por supuesto) y uno de
los indispensables de toda la historia que absolutamente nadie debería
perderse, y mucho menos los seguidores del hombre murciélago.
La saga Batman ha tenido muchos
juegos a lo largo de los años, pero podríamos destacar sobre todos ellos los
siguientes: Batman. The Caped Crusader también para ordenadores de ocho bits,
Batman: Return of the Joker para NES, Batman Returns para Super Nintendo o la
reciente y espectacular trilogía Arkham (Asylum, City y Origins) para Xbox 360,
Playstation 3 y PC. Además, se han hecho diversos remakes de este juego,
principalmente para PC, que respetan el desarrollo pero mejoran la calidad
gráfica. Otro de estos remakes lo realizó la compañía española 1985 Alternativo
para Game Boy Advance en 2012 bajo el nombre de Watman, cuando ya hacía tiempo
que no se lanzaban juegos para la portátil de Nintendo».

«Uno de los remakes para PC,
precioso»
Hasta aquí, el excelente análisis de «Un pasado Mejor».
Artículo original: Análisis de Batman
Escrito por: Blackmores
Otros enlaces relacionados con la entrada:
Enlace al Remake de Batman

Por Mario Landflyer

Doctor en Filosofía. Campeón del mundo de futbolín. Mira la magia de mi melena. Practico el deporte y la cultura. Rey Emérito de Orgullogamers.

0 0 Votos
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
¡Dinos lo que piensas, comenta!x
()
x